Acompañamiento Educativo

Adicional a los programas de apoyo, la Corporación cuenta con el servicio de Acompañamiento Escolar, para los niños/as y jóvenes de los programas de Apoyo a la Primera Infancia y Apoyo en la Etapa Escolar.

Dentro del Programa de Apoyo a la Primera Infancia, la Corporación ofrece el Servicio de Acompañamiento Educativo al Jardín Infantil, un servicio que busca facilitar el éxito del proceso de inclusión educativa, el cual depende no solamente de Corporación sino del colegio y de la familia.

Este acompañamiento educativo comprende 18 ACOMPAÑAMIENTOS ANUALES AL JARDÍN, realizados entre los meses de Febrero y Noviembre, cada uno de dos horas y  distribuidos en:

- 8 meses con dos  (2) acompañamientos al mes

- 2 meses  con un  (1) acompañamiento mensual (diciembre y enero o junio y julio según el calendario académico de cada jardín).

- Un acompañamiento mensual

Las familias tendrán un reporte de cada uno de los acompañamientos realizados. Este reporte puede ser personal, telefónico o por correo electrónico según se acuerde con cada familia al inicio del año. Adicionalmente, la familia deberá asistir como mínimo a una reunión semestral tanto en la Corporación con su profesional y en el jardín entre maestros, familia y Corporación.

El Profesional de Acompañamiento Educativo (PAE) en los acompañamientos a jardín realizará algunas  de las siguientes actividades, según las necesidades de cada niño y/o jardín:

  1. Acuerdos iniciales: Presentar a la Institución educativa el esquema de trabajo en equipo colaborativo realizado entre colegio, familia y Corporación Síndrome de Down, firmando compromisos.  De ser necesario realizar empalme entre docentes del año anterior y nuevo año.
  2. Diseño consensuado con colegio y familia del Proyecto educativo personalizado del estudiante (PEP) y seguimiento y ajustes razonables  cada periodo. El PEP comprende:
  • NIVEL DE COMPETENCIA CURRICULAR DEL ESTUDIANTE el cual es entregado al colegio al inicio del año escolar y detalla las competencias y necesidades de apoyo del niño en rutinas escolares, habilidades de independencia y autonomía, habilidades comunicativas,  sociales y de interacción y desempeño pedagógico. Busca que los docentes que asumen el proceso educativo del niño, conozcan su desempeño y necesidades de apoyo en  los diferentes aspectos. 
  • PLAN INDIVIDUAL DE AJUSTES RAZONABLES (PIAR)  BIMESTRALES sugeridos cuando aplique.
  1. Observación en aula dirigida a diversos aspectos del desarrollo del niño: dispositivos básicos de aprendizaje, forma de comunicación, apropiación de rutinas, independencia y autonomía, participación, proceso de socialización, desempeño en las diversas áreas.  Los resultados de estas observaciones son luego analizados conjuntamente con los docentes, de manera que guíen los ajustes pertinentes en el proceso educativo. 
  2. Flexibilizaciones modelo de materiales educativos. Al respecto es importante aclarar que el PAE flexibiliza algunos de los materiales a utilizar con el estudiante de forma que sirvan de modelo de flexibilización a los docentes, pero es el docente de cada asignatura el responsable de preparar todo el material para su estudiante, así como lo hace con el resto del grupo. 
  3. Capacitación a docentes en temáticas acordes con las necesidades detectadas o reportadas por ellos o por el jardín. Puede incluir temas relacionados con Síndrome de Down,  discapacidad intelectual, inclusión educativa,  estrategias pedagógicas y de aprendizaje, flexibilización curricular, etc.
  4. Seguimiento del proceso con docentes responsables y familia.
  5. Seguimiento de habilidades sociales, de independencia y autonomía en contexto escolar una vez al año.
  6. Modelamiento y asesoría práctica a los docentes en diferentes estrategias pedagógicas.
  7. Reunión final de año, dejando en acta firmada la proyección del estudiante para el año siguiente, así como otros compromisos de acuerdo con las necesidades vistas en el proceso.  Es fundamental que la familia asista a esta reunión.

Todas estas actividades demandan un trabajo interno del PAE, que adicionalmente a las actividades que se detallan, realiza un trabajo interdisciplinario al interior de la Corporación Síndrome de Down.  En dicho trabajo se realizan procesos de retroalimentación permanente entre los profesionales que llevan a cabo los apoyos terapéuticos y los profesionales de apoyo escolar.

Adicionalmente, la Corporación realizará una vez al año una capacitación para las familias que reciben este servicio, sobre el proceso de inclusión escolar.

El costo de este servicio, debe ser asumido por las familias pues no es cobijado por la EPS ya que no corresponden a salud.

Dentro del Programa de Apoyo en la Etapa Escolar, la Corporación ofrece el Servicio de Acompañamiento Educativo a Colegio, que tiene como objetivo facilitar un proceso exitoso de inclusión educativa al colegio regular.

Este acompañamiento comprende tanto acompañamiento a la familia como al entorno escolar y es brindado por el Profesional de Acompañamiento educativo (PAE)

El Acompañamiento a familia es un proceso en el cual se acompaña a la familia de los niños/as y jovenes en la elección del colegio y el proceso de inclusión. Comprende de:

  1. Preparación para búsqueda de colegio: Esta actividad se realiza a través de dos talleres  dirigidos a familias de los programas de PRIMERA INFANCIA que ingresan al programa IAR.
  2. Acompañamiento en la selección de opciones de colegio: Se realiza acompañamiento a 2 instituciones previamente seleccionadas por las familias, de acuerdo con sus expectativas.  El profesional de Apoyo Escolar emite su concepto técnico en el acta de visita dirigida a familia.  Familia toma la decisión que considere más conveniente.
  3. Taller de formación sobre inclusión: 1 al año

Acompañamiento al  Contexto Escolar

El acompañamiento educativo comprende 18 acompañamientos anuales al colegio,  distribuidos en 8 meses con dos acompañamientos al mes y dos meses con un acompañamiento mensual (diciembre y enero o junio y julio según el calendario académico de cada colegio). Si la familia desea un mayor número de acompañamientos, y si  el colegio está de acuerdo, la CSD puede incrementar a 36 acompañamientos anuales (8 meses de cuatro acompañamientos al mes  y dos meses de dos acompañamientos mensuales). En caso de que por cualquier razón excepcional en un mes el colegio no permita el acompañamiento, esté será brindado al niño en casa, enfocándolo al desarrollo lectoescrito y matemático. Cada acompañamiento comprende tres horas directas en colegio. Las familias tendrán un reporte de cada uno de los acompañamientos realizados. Este reporte puede ser personal, telefónico o por correo electrónico según se acuerde con cada familia al inicio del año, al igual que tendrá vía correo una copia del acta y de los ajustes que se realizan para las diferentes asignaturas. La familia deberá asistir como mínimo a una reunión semestral del colegio y una reunión semestral con la PAE en  CSD.

El PAE realizará asesoría formal y orientación periódica en el contexto escolar, destinando cada acompañamiento en colegio a la realización de algunas de las actividades que se describen a continuación, de acuerdo  con las necesidades del colegio y del  niño:

  • Acuerdos iniciales: Presentar a la Institución educativa  la carta de Corporación presentando el PAE y explicando los compromisos del acompañamiento que CSD va a realizar en cada caso. Además presenta el esquema de trabajo en equipo colaborativo realizado entre colegio, familia y Corporación Síndrome de Down, firmando compromisos.  De ser necesario realizar empalme entre docentes del año anterior y nuevo año.
  • Trabajo con compañeros: Generalmente, se realizan actividades dirigidas a toma de conciencia por parte de los compañeros del estudiante y compromiso activo con los procesos de apoyo, respeto y socialización. Apoya también su comprensión sobre la condición de su compañero con SD y cómo interactuar con él de manera positiva.
  • Diseño consensuado con colegio y familia del Proyecto Educativo Personalizado del estudiante (PEP), igual que en el Servicio de Acompañamiento al Jardín Infantil, y seguimiento y ajustes razonables cada perido academico.
  • Observación en aula dirigida a diversos aspectos del desarrollo del niño o joven en relación con su rol de estudiante: dispositivos básicos de aprendizaje, forma de comunicación, apropiación de rutinas, independencia y autonomía, participación, proceso de socialización, desempeño en las diversas áreas.  Los resultados de estas observaciones son luego analizadas conjuntamente con los docentes, de manera que guíen los ajustes pertinentes en el proceso educativo. 
  • Flexibilizaciones modelo de materiales educativos. Al respecto es importante aclarar que el PAE flexibiliza algunos de los materiales a utilizar con el estudiante de forma que sirvan de modelo de flexibilización a los docentes, pero es el docente de cada asignatura el responsable de preparar todo el material para su estudiante, así como lo hace con el resto del grupo. 
  • Capacitación a docentes en temáticas acordes con las necesidades detectadas o reportadas por ellos o por el colegio. Puede incluir temas relacionados con Síndrome de Down,  discapacidad intelectual, inclusión educativa,  estrategias pedagógicas y de aprendizaje, flexibilización curricular, etc.
  • Seguimiento del proceso con docente director de grupo y/o docentes de las diferentes áreas. Generalmente en estas reuniones se conciertan estrategias de trabajo acordes al caso del estudiante.
  • Seguimiento de habilidades sociales, de independencia y autonomía en contexto escolar una vez al año.
  • Modelamiento y asesoría práctica a los docentes en diferentes estrategias pedagógicas.
  • Reunión final de año, dejando en acta firmada la proyección del estudiante para el año siguiente, así como otros compromisos de acuerdo con las necesidades vistas en el proceso.  Es fundamental que la familia asista a esta reunión.

Todas estas actividades demandan un trabajo interno del PAE, que adicionalmente a las actividades que se detallan, realiza un trabajo interdisciplinario al interior de la Corporación Síndrome de Down.  En dicho trabajo se realizan procesos de retroalimentación permanente entre los profesionales que llevan a cabo los apoyos terapéuticos y los profesionales de apoyo escolar.

El servicio de Acompañamiento educativo a Colegio, no es cobijado por las EPS por no ser un servicio de salud, la familia determina si desea o no tomar el servicio y asumir los costos respectivos.

Para el programa Iar, la Corporación recomienda que el niño, niña o joven reciba tanto el apoyo terapéutico como el educativo, pero si la familia por alguna razón no desea o no puede tomar los dos componentes y desea solo uno de ellos, no hay ningún inconveniente.

Adicionalmente, se ofrece a las familias a las que se realiza el Acompañamiento Educativo a Colegio, un Servicio de Apoyos Pedagógicos Individuales Domiciliaros en Lectoescritura y Matemáticas, mediante las cuales se puede complementar el programa IAR con apoyos individuales domiciliarios enfocados a fortalecer las habilidades lectoescritas y matemáticas de los niños y jóvenes.

Este servicio comprende dos o cuatro acompañamientos al mes de dos horas cada uno. Siendo un servicio pedagógico y no de salud, no es cubierto por las EPS.

Para mayor facilidad para las familias, el costo anual de cualquiera de los acompañamientos se distribuye en diez pagos mensuales de igual valor, independientemente de que sea un mes con uno o dos acompañamientos.

Educación para todos

La presente plataforma es una herramienta pedagógica dirigida a las familias, docentes y demás miembros de las comunidades educativas, y su objetivo es fortalecer una educación que garantice la participación y el aprendizaje de todos los estudiantes incluidos aquellos con discapacidad intelectual.

Decreto de inclusión 1421

Resolución 1525 de Septiembre de 2017